miércoles, 24 de octubre de 2012

¿Apartheid en Israel?

Jerusalén, 23 oct (EFE).- Un 58% de los judíos israelíes considera que en su país hay elementos de "apartheid" y un 47% apoya la transferencia forzosa de parte de sus conciudadanos árabes a los territorios palestinos ocupados, según un sondeo publicado hoy por el diario "Haaretz". Concretamente, un 39% cree que el "apartheid" se da en "algunos temas" y un 19% en "muchos temas", por un 31% que señala que no existe. Cabe matizar que algunas respuestas pueden referirse en realidad a la situación en los territorios ocupados, ya que parte de los israelíes se refieren a ellos como parte de su país. La encuesta, efectuada por la empresa Dialog y basada en 503 entrevistas a israelíes judíos, revela altos índices de apoyo a políticas discriminatorias en Israel en favor de la mayoría judía respecto a la minoría árabe, así como a actitudes racistas en los espacios compartidos entre ambas comunidades. Así, un 49% de los consultados considera merecer mejor trato por parte del Estado que la minoría árabe, un quinto de los 7,8 millones de habitantes del país formado por los palestinos, más sus descendientes, que permanecieron en las fronteras del incipiente Estado de Israel tras la guerra de 1948-1949. Además, un 59% quiere más derechos que los árabes a obtener empleos en ministerios, según la encuesta, efectuada con preguntas redactadas por activistas por la paz y los derechos humanos vinculados al mundo académico. Con respecto al día a día, un 42% no quiere árabes en su edificio residencial ni que sus hijos compartan aula con árabes, y un 74% apoya carreteras separadas en Cisjordania para unos y otros. La encuesta también analiza las opiniones sobre el estatus que deberían tener los 2,5 millones de palestinos en el territorio ocupado de Cisjordania si Israel se lo anexionase formalmente, como hizo en los años ochenta con Jerusalén Este y los Altos del Golán, una medida que obtiene más rechazo (48%) que aprobación (38%). Si así fuera, un 69% de los encuestados se opone a que los palestinos de Cisjordania gozasen de derecho a voto en las elecciones al Parlamento israelí, frente a un 19% que lo apoya. Tras la publicación de la encuesta, la organización con sede en Washington a la que el artículo atribuía su encargo, New Israel Fund, emitió un breve comunicado en el que negaba toda conexión con la misma. La ONG, que promueve la justicia social, igualdad y cambio democrático en Israel, señala que el encargo fue obra de una organización con la que ha colaborado en proyectos, pero funciona de manera independiente: "Hotmim mi Hadash", que trata de reconectar al público israelí con los principios inscritos en la Declaración de Independencia de 1948. Por su parte, la anterior ministra de Exteriores, Tzipi Livni, aludió a los resultados del sondeo para defender la necesidad de crear un Estado palestino como garantía de un Israel democrático con mayoría judía. "Yo tampoco quiero dar derecho a voto a los palestinos en Cisjordania, que es Judea y Samaria, pero no estoy dispuesta a convertir a Israel en un Estado de apartheid, aislado y no sionista (...). Todos los que hoy se oponen (a esa solución) tendrán que elegir en el futuro entre dar derecho de voto a los palestinos o dos Estados nacionales", escribió en su cuenta de Facebook. EFE Vía: Diario Vasco

No hay comentarios:

Publicar un comentario