sábado, 17 de diciembre de 2011

Las brujas de Salem

Un Pueblo ubicado en la Bahía de Massachussets, antes conocido como Nueva Inglaterra, lo que hoy se denomina Danvers, en Boston.
Esta historia se remonta al siglo XVII, corría el año 1692. Hablamos de la época en la cual existía la famosa Inquisición creada por la Iglesia, que no dudaba en “ echarle mano" a los que consideraba herejes o pecadores.
Salem es actualmente un punto turístico que recibe 800.000 turistas al año para conocer esta historia.
Según la ley británica, base de la estructura legal de Massachussets (siglo XVII), practicar brujerías era un delito contra la autoridad estatal.
Bastaba con una acusación para que los supuestos practicantes de brujerías sean enjuiciados y llevados a la horca.
Había una gran diferencia entre ser "afligido" y "acusado", ya que los afligidos habían sido supuestamente poseídos y atormentados por el demonio. Estos afligidos gritaban, en medio de su posesión, los nombres de los que los poseían, acusando así a las personas de brujería.
Mediante un juicio se establecía la culpabilidad y acusación de las brujas por los atormentados y eran ejecutadas en la horca (las victimas no fueron sólo mujeres, también hombres y niños).
¿Cómo comenzó todo? 

En la antigüedad era conocida la costumbre de tener esclavas para servir y entretener. Este era el caso de las niñas Parris, hija y sobrina del Reverendo Parris, las cuales eran entretenidas y acompañadas por una esclava de nombre Tituba, nativa de las Antillas y la cual, probablemente tendría una creencia religiosa diferente a la católica de la época. Entre sus dotes se encontraban el poder de leer el futuro en la clara de un huevo. Esta fue una de las razones por la cual se la consideró bruja, iniciándose así la cacería de brujas en el pueblo de Salem.
Las niñas Parris empezaron "supuestamente" a cambiar su comportamiento. Se dice que lloraban sin razón, corrían en cuatro patas y ladraban como perros. Luego de ser examinadas por un doctor que fue incapaz de dar un diagnostico médico, se determinó que las niñas habían sido embrujadas. Acusaron rápidamente a Tituba de este maleficio. 
En ese tiempo, si una persona admitía practicar brujería, no se la ejecutaba; pero en cambio, si lo negaba (sobre todo porque no quería admitir algo que no era cierto y condenar su alma al infierno) era condenada a la horca.
Aunque no se sabe a ciencia cierta si Tituba era realmente una bruja o no, lo cierto es que confesó serlo y así salvó su vida. Luego, acusó a las niñas Parris de brujería y estas a su vez se defendieron diciendo que habían sido poseídas por el demonio, pero que de esta forma podían ayudar a los ministros a cazar a las verdaderas brujas.
Lo que empezó como un juego de niños terminó acusando a muchos inocentes de brujería, condenándolos a morir en la horca, producto de la ficción de sus habitantes y la ignorancia de la época. 



Las Brujas de Salem en teatro y cine

Las brujas de Salem y el crisol escrito para teatro en 1950 por Arthur Miller, uno de los grandes dramaturgos de nuestro siglo, ha pasado a ser una obra cumbre indiscutible de la literatura contemporánea.
Y tras vencer la proverbial resistencia del autor a que sus obras teatrales se adapten al cine, se convierte en una película en 1996  con actores estelares como Daniel Day-Lewis, Winona Ryder y Paul Scofield. Un director de culto Nicholas Hytner  y con guión del propio Miller. 

Lista de Personas acusadas de brujería en la población de Salem 

Bridget Bishop:ahorcada el 10 de junio

Ahorcadas el 19 de julio:
Sarah Good
Elizabeth How
Susana Martin.
Rebecca Nurse
Sarah Wilds

Ahorcados el 19 de agosto:
George Burroughs.
Martha Carrier
John Williard
George Jacobs

Dorcas Hoar: condenada el 6 de septiembre. Posteriormente indultada.
Abigail Willians: condenada el 6 de septiembre. Posteriormente indultada. 
Mary Bradbury: condenada el 6 de septiembre. Fugada de prisión.
Sarah Cloyce: condenada el 6 de septiembre. Posteriormente indultada.
Mary Lacy: condenada el 6 de septiembre. Posteriormente indultada.
Rebeca Eames: condenada el 17 de septiembre. Posteriormente indultada.
Giles Cory: condenada el 19 de septiembre. Cadena perpetua.

Ahorcadas el 22 de septiembre:
Martha Cory.
Mary Esty
Alice Parker
Mary Parker
Ann Pudeator
Wilmot Red
Margaret Scott
Samuel Waldwell

Abigail Faulkner: embarazada, no fue ejecutada. Cadena perpetua.
Elizabeth Proctor: embarazada, no fue ejecutada. Cadena perpetua.
Ann Foster: muerta en prisión.
Sarah Osborne: muerta en prisión.
Tituba: encarcelada, posteriormente vendida como esclava.

Además, estuvieron implicadas muchas otras personas que no llegaron a ser juzgadas y condenadas, aunque sí encarceladas y torturadas. Las brujas de Salem

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada